“No están solos”, el Papa hace visita sorpresa a niños enfermos y sus padres

‘Niños,llegó el papa Francisco’. Una fiesta de Reyes por sorpresa fue la que vivieron los niños enfermos que son atendidos en el Hospital Bambino Gesú (Niño Jesús) de Palidoro, ubicado a 30 kilómetros de Roma, en la provincia de Fiumicino. El Papa salió en la tarde del Vaticano con pocos hombres de la seguridad y visitó la estructura hospitalaria vaticana este viernes 5 de enero de 2017.

A la víspera de la fiesta de la Epifanía, el Obispo de Roma ha querido llevar un regalo para los padres: “un abrazo de esperanza para alentarlos a vivir, junto a sus hijos, en un momento tan delicado como el que viven en un hospital”, informó la Oficina de Prensa del Vaticano.

Así, el Pontífice ha continuado la ‘tradición’ de los ‘Viernes de la Misericordia’ iniciada durante el Jubileo de la Misericordia. Visitó las diversas salas del hospital, saludó uno a uno a los niños y confortó a los padres que acompañan a sus pequeñitos en estos momentos difíciles y fatigosos.

La visita sorpresa del Pontífice fue el mejor dono también para quienes cuidan de los niños enfermos: “médicos, enfermeras y todo el personal del hospital”, manifestó la dirección de la estructura.

La comunidad del hospital infantil ha mostrado al Papa las tres direcciones del servicio: “la investigación científica como patrimonio que se comparte para el beneficio de todos; el hospital como una comunidad de personas y no solo como una lógica de negocios y apertura al mundo para poder tratar incluso a los niños los lugares más desfavorecidos”.

El también llamado ‘hospital del Papa’ es considerado uno de los centros médicos y de investigación pediátrica más reconocidos en Europa. Se trata de un ambiente acogedor y familiar, “de alegría y serenidad”.

La sección de Palidoro ha sido inaugurada hace 40 años (1978) por Pablo VI. El papa Montini confió a la administración del hospital un área grande cerca al mar, a pocos kilómetros de Roma, a lo largo de la Via Aurelia, con tres pabellones ya utilizados para la asistencia de niños con problemas de discapacidad.

La sede de Palidoro, nació para responder con hechos a las nuevas necesidades de asistencia médica, en pocos años se ha consolidado como un centro médico quirúrgico a la vanguardia, informó el Vaticano.

Hoy, el hospital Niño Jesús está presente en muchas naciones con intervenciones de asistencia y cooperación. Y así en Camboya, la República Centroafricana, Jordania, Siria, Palestina, Georgia, Rusia, China y Etiopía, entre otros.

En esta perspectiva, el hospital, que en los últimos años ha desarrollado habilidades de investigación científica de primer orden, también está involucrado en el tratamiento de las llamadas “nuevas” enfermedades porque todavía son parcialmente desconocidas”.

La administración de ‘hospital del Papa’ informó con orgullo de su programa realizado con el hospital de Miami para desarrollar una plataforma de capacitación, a fin de garantizar la preparación de los médicos en los países menos equipados. “En Bangui, por ejemplo, se contrataron dieciséis médicos locales que recibieron toda la capacitación necesaria”.

“La solicitud de un estudio sobre enfermedades genéticas raras y sobre cirugía cardíaca ha llegado desde China: se llegó a un acuerdo con un hospital en la región de Hebei. En Siria se apoya la formación de médicos jóvenes, mientras que en Jordania se ha abierto un centro de rehabilitación neuropsiquiátrica y neuromotora”.

No hay comentarios.

Con tecnología de Blogger.